Debilitando el “Consentimiento de los Gobernados”

Los escándalos de hoy traicionan la Declaración de Independencia

Allen B.West En menos de un mes celebraremos nuestro día de Independencia, 04 de julio de 1776. Han sido 237 años desde que un hombre brillante llamado Thomas Jefferson puso su pluma en el pergamino y comenzó con estas sencillas palabras: “Cuando en el curso de los acontecimientos humanos se hace necesario que un pueblo disuelva los vínculos políticos que lo han ligado a otro.”

Cuando reflexiono sobre los incesantes escándalos y la indiferencia hacia la libertad individual en América hoy día, creo que hemos olvidado por qué fue escrita la declaración de independencia. Las leyes de la naturaleza dictan que nuestro Creador nos otorgo ciertos derechos inalienables–vida, libertad y búsqueda de la felicidad.

La Declaración establece la preeminencia del individuo y nuestra relación con Dios, el Creador, que otorga estas bendiciones – estos derechos, sobre todos nosotros. Luchamos una Guerra Civil para llevar esa verdad a la existencia de todos. A través de las palabras de Jefferson, los fundadores de Estados Unidos dejaron en claro que “para garantizar estos derechos, los gobiernos se instituyen entre los hombres y su legitimo poder deriva del consentimiento de los gobernados.”

Ahora, algunas personas parecen creer que ganar una elección les da a los funcionarios electos el consentimiento suficiente o un mandato para su agenda – sin importar si esa agenda está en conflicto con los fundamentos de una República Constitucional como los Estados Unidos de América.

Jefferson establece un ideal donde los ciudadanos son gobernados, no dictados y donde tienen recursos si ese contrato social se rompe. Cuando una larga cadena de abusos y usurpaciones, que persigue invariablemente el mismo objetivo, evidencia el designio de someterlos bajo un despotismo absoluto,” El escribió: “es su derecho, es su deber, derrocar ese gobierno y proveer nuevos respaldos para su futura seguridad.

Un moderno “tren de abusos y usurpaciones”

El estado de las colonias británicas cuando la Declaración se escribió se asemeja al estado de nuestra Unión hoy. Creo que más estadounidenses están perdiendo la confianza en el gobierno federal.

Considere la arrogancia del Lois Lerner, oficial del Servicio de Rentas Internas (IRS) después ella fue expuesta como la clave en el escándalo que involucra la motivación política como causa para la investigación del Tea Party y otros grupos conservadores que buscaban un estatus sin fines de lucro. Ella ante un Comité del Congreso, se apego a la quinta enmienda; el derecho contra la autoincriminación, luego partió de la sala de audiencias para pronto pedir una “licencia” financiada por los contribuyentes.

La Declaración de Independencia expresa el derecho del pueblo a solicitar del gobierno una reparación de agravios, como resultados de nuestros derechos de la Primera Enmienda. Sin embargo, la semana pasada el Representante demócrata Jim McDermott les sugirió a seis ciudadanos norteamericanos en la audiencia del Comité de redacción de impuestos del congreso, sobre los abusos del IRS que ellos no tienen ese derecho.

Se pidió al ex Presidente del IRS Douglas Shulman explicar algunos de las 157 visitas que hizo a La Casa Blanca; respondió con la “cacería del huevo de pascua”.

Tuvimos que soportar al Fiscal General Eric Holder diciendo que no sabe nada del Departamento de Justicia secretamente rastreando las comunicaciones privadas de la prensa, sólo para enterarse más tarde que él firmo la declaración jurada para hacerlo. Pero él realmente no quiso decir eso. Y no olvide su papel encubriendo la escandalosa operación Fast and Furious.

La Ex presidente del Congreso, Nancy Pelosi nos dijo durante el debate sobre el cuidado de salud hace unos años que Congreso tuvo que aprobar esa ley para poder saber lo que había en la misma. Ahora la Secretaria de salud y servicios humanos Kathleen Sebelius está solicitando fondos privados para financiar el “Acta de Cuidados Asequibles y protección al paciente”.

Los Escándalos, eso debe hacer una diferencia.

Tenemos que escuchar a funcionarios del gobierno diciéndonos que perder a un embajador norteamericano y abandonar a los estadounidenses en acción de combate es irrelevante o que el incidente en el Consulado de Benghazi, Libia, es una broma o un escándalo fabricado. Esto realmente no habla a los mejores ángeles de nuestra naturaleza.

Cuando Susan Rice puede mentirle cinco veces al pueblo estadounidense en estravistas dominicales y ser recompensada con un ascenso a Asesora de Seguridad Nacional; o cuando Victoria Nuland puede desempeñar un papel clave alterando los puntos de discusión de la inteligencia y ser recomendada para el mayor cargo del Departamento de Estado, el gobierno carece de la rendición de cuentas que prevé la Declaración. Pero por otra parte, como la ex Secretaria de Estado Hillary Clinton dijo, “¿Qué diferencia hace?”

Esta semana encontramos que el Departamento de Estado parece haber estado encubriendo algunos comportamientos perturbadores de algunos embajadores y del personal de seguridad. Ya sé, ¿qué diferencia hace?

La diferencia es que ahora sabemos que nuestro propio gobierno está grabando todos los datos de nuestras comunicaciones. Se nos dice que estas actividades son sobre todo de garantizar la seguridad nacional, que el programa de escrutinio de datos PRISMA y la Ley Patriota se los permite si se presume necesario. El Presidente Obama nos dijo “intercambiar” nuestra privacidad es necesario para mantenernos seguros.

Pero recuerda la advertencia de Benjamín Franklin: “Aquellos que renunciaría a libertad esencial para adquirir una poco de seguridad temporal no merecen ni libertad ni seguridad”.
Benjamin Franklin-Libertad-Seguridad

Repudie el consentir la mala dirección.

Sabemos que se está construyendo un centro recolector de datos en Utah. ¿Qué pasa con los miles de millones de registros extraídos diariamente?

Lo que sucedió con Anwar al-Awlaki, yihadista vinculado con al Qaeda eventualmente muerto en un ataque de drone; con el ataque terrorista del mayor Nidal Hasan en Fort Hood, Texas; con el bombardero de la ropa interior Umar Farouk Abdulmutallab; con Faisal Shahzad, el bombardero de Times Square; con los hermanos de Tsarnaev de los bombardeos de la maratón de Boston; ¿y con Carlos Bledsoe, quien viajó a Somalia y Yemen para entrenamiento terrorista y disparó a dos soldados del ejército? ¿Por qué 57 organizaciones islámicas, algunas vinculadas a la Hermandad Musulmana, envían cartas al ex asesor de lucha anti terrorista y ahora Director de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) John Brennan?

¿Por qué bombardeamos masivamente a los ciudadanos norteamericanos, mientras hacemos caso omiso al control preciso del enemigo? ¿Está el relativismo cultural y corrección política llevándonos al punto donde todos calificamos como culpables de algo para aplacar las sensibilidades de los demás?

No, yo no me suscribo a la creencia de que debemos rendir las libertades civiles para estar más seguros. Esa creencia y los escándalos mencionados arriba han alimentado una falta de confianza entre los gobernados y los elegidos para ocupar las oficinas públicas.

Si va a haber una nueva generación, debemos restablecer el consentimiento de los gobernados y despedir a los que creen que la mentira, el engaño y la descarga de un oficialismo arrogante es la nueva normalidad. Debemos encontrar líderes norteamericanos, que asuman la responsabilidad y rindan cuentas por sus acciones, no debemos tolerar más a los fabricantes de excusas y desviaciones.

El tiempo para elegir apremia sobre todos nosotros.

Firme y leal,

Allen B. West

Documento de:

Allen B. West

About Space912

Libertad: Herencia que necesita ser defendida cada día!
This entry was posted in Amenazas a la Libertad and tagged , , , , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s